¡Feliz viernes, chicos/as!

Creo que mi entrada de los Peanut Butter Cups de Reese’s denotó que soy fan de la marca. Pero es que no puedo evitarlo… Si las dos cosas que más me gustan en el mundo del goloseo, que son el chocolate y la crema de cacahuete, se unen de esa manera, solo puedo alabarlo… Así, pues, hoy os traigo otro producto de Reese’s que también me parece interesante: la Nut Bar.

La Reese’s Nut Bar es una chocolatina hecha a base de cacahuetes, crema de cacahuete, caramelo y chocolate. En las fotos que os dejo abajo podéis ver el centro de crema de cacahuete, que, justo debajo, lleva una capa de caramelo y, a los lados, los cacahuetes pegados, todo ello recubierto por un dulce chocolate con leche. Aunque, como decía arriba, soy fan de la marca, esta chocolatina no es demasiado de mi agrado. Es demasiado pegajosa a causa del caramelo. El chocolate y el caramelo la hacen demasiado empalagosa. El contraste con los cacahuetes está bien, pero va demasiado cargada. Es como si te metieras un conglomerado en la boca. ¡No hay manera de despegar los dientes! Si la queréis probar y no quedaros sin dentadura, os aconsejo que no la metáis en frío. Es la única forma de comerla.